Con el estreno del Joker o Guasón, la esperada película protagonizada por Joaquín Phoenix, se puso sobre la mesa la situación de la salud mental y su problemática.

¡Alerta! Si aún no viste la película te recomendamos saltarte hasta la parte final porque este artículo contiene algunos spoilers.

Joker: la película que visibiliza la importancia de la salud mental

La película nos ha llevado a contrastar un lugar ficticio como Ciudad Gótica sumido en el caos y los problemas sociales, con nuestra ciudad de origen y la problemática diaria de nuestro país. El Joker no es una película que hace apología a la violencia, por el contrario, es una cruda crítica a la indiferencia con la que tratamos con los problemas mentales en nuestra sociedad.

El protagonista toma sus decisiones, pero al mismo tiempo es la consecuencia de vivir dentro de una sociedad que los estigmatiza diariamente, prueba de esto es una de los apuntes de su libreta que chistes que reza textualmente “La peor parte de tener una enfermedad mental es que los demás pretenden que actúes como si no la tuvieras”.

Según la Organización Mundial de la Salud, la salud mental es un estado de bienestar en el que una persona puede realizar sus actividades de forma productiva y así contribuir con su comunidad. La depresión es una enfermedad que afecta a la mente y al cuerpo, produciendo cambios a nivel del sueño, el apetito y la percepción que tenemos de nosotros mismos y el mundo en general. La depresión no es una señal de debilidad ni tampoco es una elección personal.

La depresión va más allá del sufrimiento normal: si estás deprimido tendrás algunos signos y síntomas que pueden durar semanas o incluso meses y años si no se sigue el tratamiento adecuado. Algunos signos y síntomas frecuentes en la depresión son: Tristeza, ansiedad o sentimiento de vacío persistentes, pérdida de interés en actividades que antes producían placer, incluyendo la actividad sexual, fatiga o pérdida de energía, pérdida de apetito (pérdida de peso) o aumento del apetito (aumento del peso), problemas para dormir, insomnio, problemas para mantener el sueño o dormir demasiado, pérdida de la expresión emocional (emociones aplanadas), sentimiento de desesperanza, pesimismo, culpa o inutilidad, retraimiento social, irritabilidad, pensamientos o ideación suicida, intentos de suicidio o auto-lesiones.

Una de las enfermedades que se pueden observar en el personaje principal, motivo por el cual tiene ataques de risa en los momentos menos oportunos, es de la labilidad emocional, enfermedad que produce en quien lo padece respuestas contradictorias a la situación que pasa la persona que lo tiene (risas en una situación tensa o incomoda y llanto en una situación de alegría o felicidad).

Está enfermedad es producida por un daño a nivel neurológico, es decir un daño a nivel del sistema nervioso, incluyendo al cerebro y la médula espinal. Dando como explicación a esta enfermedad que el sistema nervioso envía señales para que el cerebro y el cuerpo respondan de una determinada forma sin embargo, al tener esta condición se ve interrumpido este proceso generando así risa o llanto sin una razón aparente.

Consejos para cuidar tu salud mental

  • 1-universidad-continental-m.png

    Hablar sobre tus sentimientos

  • 2-universidad-continental-m.png

    Alimentarse bien y no saltarse comidas

  • 3-universidad-continental-m.png

    Mantenerse en actividad

  • 4-universidad-continental-m.png

    Tomarse un descanso

  • 5-universidad-continental-m.png

    No dudar en pedir ayuda

Educación que transforma

¿Quieres ayudar a las personas a superar sus problemas? Estudia Psicología en la Universidad Continental y conviértete en un profesional empático que transforma la vida de muchos.

¿Te interesa estudiar en la Universidad Continental?

Dejar respuesta